jueves, 22 de noviembre de 2012

135.000 esperanzas de vivienda frustradas.

EL AYUNTAMIENTO DE MADRID SE QUEDA SIN ARGUMENTOS PARA MANTENER UN PLAN URBANÍSTICO ILEGAL

El Tribunal Supremo (TS) desestima la aclaración de sentencia, solicitada por el Ayuntamiento de Madrid, por la nulidad de 22 desarrollos urbanísticos

No cabe lugar a duda de que un total de 22 desarrollos urbanísticos incluidos en el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de Madrid son nulos de pleno derecho. En un auto dado a conocer hoy (21 de noviembre de 2012), el Tribunal Supremo desestima la solicitud de aclaración del Ayuntamiento de Madrid y, por tanto, se reafirma en su sentencia. Ecologistas en Acción ha subrayado que son el Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid los responsables de ejecutar el dictamen y se reserva el derecho a exigirlo por vía judicial.

El auto del 12 de noviembre fue notificado hoy a las partes, entre ellas Ecologistas en Acción. En el mismo se desestima la petición de aclaración del Ayuntamiento por lo que ratifica la nulidad de desarrollos como los de Arroyofresno, Valdebebas, Valdecarros, Los Berrocales o Los Ahijones.

A partir de ahora, el Supremo deberá remitir el expediente al Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) para que éste llame al Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid a cumplir la sentencia. A partir de ese momento la administración contará con dos meses para ejecutarla de forma voluntaria. En caso de que no ocurriera en ese plazo, las partes interesadas, entre ellas Ecologistas en Acción, podrían reclamarlo. Todo ello según establece el artículo 104 de la Ley Reguladora de la Jurisdicción Contencioso Administrativa.

Por esta razón, Ecologistas en Acción ha solicitado reuniones con la concejala de Urbanismo del Ayuntamiento doña Beatriz Lobón y con el consejero de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio de la Comunidad de Madrid. Ambas administraciones son las responsables de la aprobación de un plan urbanístico ilegal y de haber permitido que miles de ciudadanos hayan invertido grandes cantidades de dinero en desarrollos urbanísticos anulados desde el año 2007.

Ecologistas en Acción reitera la necesidad de cumplimiento y, al mismo tiempo, trabajará por defender los derechos de aquellas personas afectadas y que desconocieran la situación real de los terrenos sobre los que pretendían construir sus viviendas.

Debe recordarse que el  PGOU aprobado en 1997 por el Ayuntamiento de Madrid declaró urbanizable un importante porcentaje de la superficie protegida del municipio. El Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) sentenció en contra de plan en 2003, cuando Alberto Ruíz Gallardón estaba al frente del Ayuntamiento.

Gallardón seguía siendo alcalde y, por tanto, responsable, cuando en 2007 el Tribunal Supremo ratificó la sentencia, declarando la nulidad de 22 ámbitos en los que se preveía la construcción de 135.000 viviendas. El Ayuntamiento de Madrid -aconsejado por ASPRIMA (Asociación de Promotores Inmobiliarios de Madrid)- y la Comunidad de Madrid aprobaron en 2008 una subsanación del plan general que intentaba eludir la ejecución de sentencia.

Ese mismo año un Auto del TSJM puso de manifiesto que la subsanación realizada no podía considerarse ejecución de sentencia, a pesar de lo cual el Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid continuaron aprobando planeamientos de desarrollo y concediendo licencias en diversos sectores anulados.

Y, finalmente, el pasado  28 de septiembre, el Tribunal Supremo, declaró nula la subsanación y ratificó las sentencia de 2007 y de 2003. Miles de familias se ven afectadas por la irresponsabilidad de la administración municipal y la autonómica. Estas administraciones han pretendido legalizar lo que no era legalizable, han aprobado planes parciales e incluso han concedido licencias de edificación, a pesar de la inseguridad jurídica que podía provocar en las personas que han invertido en los sectores afectados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario